Acerca de Historial de Credito

Los consumidores de Estados Unidos, los más endeudados del mundo, tienen a partir de hoy al menos en los estados del oeste la posibilidad de obtener en forma gratuita un documento esencial: su propio historial de crédito. El acceso gratuito, al menos una vez al año, al informe que preparan sobre los consumidores varias agencias de "calificación de crédito", es resultado de la Ley de Transacciones Justas y Precisas de Crédito promulgada en 2003.

La ley está diseñada para que los consumidores en EEUU -que en conjunto cargan con una deuda de casi 10.000 millones de dólares, de los cuales 2.500 millones son en tarjetas de crédito- conozcan los informes sobre ellos mismos que los bancos y comerciantes emplean para determinar si prestarán dinero y qué tasa de interés aplicarán.

Hasta ahora, si un consumidor quería conocer en qué categoría lo han colocado las agencias de calificación de crédito, debía pagar por una copia de su informe.

Las peticiones reiteradas de informes, a su vez, eran considerados por los "calificadores" como síntoma de algún problema lo cual se reflejaba en un deterioro de la calificación.

El informe anual gratuito está disponible para los consumidores de las tres mayores agencias de calificación de crédito Equifax, Experian y TransUnion.


El propósito principal de la ley es ayudar a que los consumidores identifiquen el robo de identidad, uno de los crímenes que se han incrementado con más rapidez en años recientes debido al uso más frecuente de las tarjetas de crédito y las compras por vía de internet.

Con un mejor conocimiento de su propio informe de crédito los consumidores tendrán más posibilidades de detectar los gastos que ellos no hicieron y pueden ser resultado del robo de identidad.

Por otro lado, el acceso al informe de crédito permite que los consumidores vean si hubo errores por los cuales se les han negado préstamos, o por los que se les aplican tasas de interés más altas como deudores de baja calificación.

Estas informaciones son cruciales en un país donde la deuda de los consumidores llega a un promedio de casi 20.000 dólares por hogar.

Los consumidores que obtengan el informe de su crédito deben fijarse si aparecen números de cuentas o montos por gastos de los cuales ellos no son responsables. Quienes roban identidades emplean esos documentos para hacer compras rápidas antes de que se detecte el uso fraudulento de las tarjetas de crédito.

Asimismo deben fijarse si permanece en el informe cualquier falta de pagos en que ellos hayan incurrido y desde la cual hayan pasado más de siete años.

Otros detalles que deben observarse en el informe de crédito incluyen los avisos de pagos atrasados que el consumidor cree que hizo en tiempo, y los avisos de varias agencias de cobro por una sola deuda.

Los consumidores que no tengan acceso a internet o prefieran una consulta más personal pueden llamar al teléfono 1-877-322-8228, o enviar una carta a Annual Credit Report Request Service, P.O. Box 105281, Atlanta, Georgia 30348-5821.

Conseguir Un Reporte de Credito Historial